Vortexx
Defensa Destacados UAV

El nuevo Global Hawk de la OTAN realiza pruebas de vuelo

El primero de cinco nuevos Vehículos Aéreos no Tripulados (UAV) de vigilancia de la OTAN, iniciaron los vuelos de prueba sobre el mar Mediterráneo, empujando a la alianza hacia una nueva capacidad destinada a aliviar la demanda de equipos estadounidenses.

Los vuelos han sido conducidos desde la Estación Aeronaval Sigonella en Sicilia, Italia, instalaciones que serán la futura sede del programa de vigilancia terrestre de los Global Hawk of the Alliance de Northrop Grumman. Las aeronaves son propiedad de un colectivo de 15 miembros de la OTAN. El comandante supremo de alianza, el general de la Fuerza Aérea de EE UU (USAF) Tod Wolters, tiene completa autoridad sobre las unidades, así como el Consejo del Atlántico Norte también tiene voz en los casos de misiones fuera del territorio de la OTAN.

Los primeros dos drones arribaron en el viejo continente a finales del año pasado, mientras las autoridades esperan que el resto de la flota realice el traslado desde las instalaciones del fabricante en Palmdale, California, durante el verano europeo.

A principios de esta primavera, las restricciones de viaje provocadas por el coronavirus habían aumentado la posibilidad de un retraso en la entrega del primer avión, sin embargo, el gobierno italiano permitió que un equipo de especialistas de Northrop ingresara a Italia a fines de mayo para las pruebas de aceptación, un paso clave para obtener un certificado de aeronavegabilidad para el UAV.

«Los retrasos relacionados con Covid terminaron siendo solo unas pocas semanas, pero nada tan significativo», dijo a Defense News la subsecretaria general de la OTAN para inversiones en Defensa, Camille Grand. «Ahora nos estamos moviendo a un patrón de vuelo regular para permitir que la fuerza use el dron», añadió.

Los funcionarios han sido herméticos acerca de dónde pretenden usar el avión una vez que estén en pleno funcionamiento. «Se pueden imaginar misiones para investigar situaciones en las fronteras de la OTAN», dijo Grand. “Tanto en el sur, en el Medio Oriente como en el este. Los drones te permiten recolectar inteligencia más allá de tu espacio aéreo «.

Si bien la primera aeronave ya completó un vuelo de nueve horas sobre el Mar Mediterráneo, queda por ver si puede obtener la autorización de los reguladores italianos para volar sobre tierra, donde el tráfico aéreo está más lleno y podría haber un accidente catastrófico.

La idea general es utilizar la aprobación de aeronavegabilidad italiana para volar a cualquier lugar. «Lo bueno del espacio aéreo europeo es que una vez que esté certificado en Italia, puede volar a través del espacio aéreo europeo», dijo Grand.