Vortexx
Comercial Destacados Extinción de incendios

El AG600 realiza pruebas de lanzamiento de agua como antesala a la certificación

El avión anfibio AG600, entró en una nueva fase de pruebas de vuelo enfocada en sus capacidades de extinción de incendios, anuncio la Corporación de Industria de Aviación de China (AVIC).

El AG600 realizo sus primeras pruebas de vuelo de sus funciones de extinción de incendios en Jingmen, en la provincia central de Hubei. El éxito de los ensayos ha marcado un gran paso adelante en el desarrollo del avión anfibio cuatrimotor, que se ha convertido en un icono para la industria china respecto al fortalecimiento de sus capacidades de prevención de desastres naturales y rescate en casos de emergencia.

La prueba de lanzamiento de agua, una de las funciones clave de la aeronave, dio los resultados esperados, subrayó la compañía y se espera que la aeronave lleve a cabo pruebas arrojando agua sobre incendios antes del final del año como antesala a la certificación de tipo por la Administración de Aviación Civil de China (CAAC).

Desarrollo del AG600

El proyecto para crear un avión anfibio de grandes dimensiones fue aprobado por el gobierno central China en junio de 2009, dando origen a una importante concentración de miles de investigadores e ingenieros de más de 160 institutos, empresas y universidades del país para el correcto y prolijo desarrollo del avión. En marzo de 2014 las autoridades estatales dieron luz verde para la construcción del primer prototipo que se completaría en julio 2016.

El hidroavión realizó su primer vuelo en diciembre del 2017 desde el aeropuerto de Zhuhai, provincia de Guangdong, mientras que 10 meses más tarde haría su primera operación acuática al despegar y aterrizar en las aguas del embalse de Zhanghe en Jingmen, provincia de Hubei.

Su desarrollo está basado en un concepto polivalente, tanto para uso gubernamental como comercial, que busca principalmente instalarse en las áreas de extinción de incendios además de la búsqueda y búsqueda y rescate (SAR). También se puede reacondicionar para realizar inspecciones ambientales marinas y para el transporte de personal y suministros, potenciando así su capacidad de transformación modular para una larga lista de misiones.

Por otra parte, su planta propulsora está compuesta por cuatro motores turbohélice WJ-6 de diseño chino, que le permiten levantar su máximo peso de despegue (MTOW) de 117.945 lb (53.5 toneladas). Estas especificaciones lo convierten en el avión anfibio más grande del mundo, superando al ShinMaywa US-2 de Japón y el Beriev Be-200 de Rusia.

El avión está diseñado para despegues y aterrizajes en tierra y agua y tiene un alcance operativo de más de 4.000 kilómetros, logrando rescatar hasta 50 personas durante una misión de búsqueda y rescate marítimo. Para combatir incendios forestales, puede recoger hasta 3.170 US Gal. (12.000 litros) de agua de un lago o mar en un tiempo promedio 20 segundos y usarlo para apagar las llamas en un área de aproximadamente 4,000 metros cuadrados.

Foto portada: Jack Li