Vortexx
Aviones Defensa Destacados Reportajes

F-16 Block 70/72: La nueva versión del caza mas exitoso del último siglo

Hemos accedido de manera exclusiva a una entrevista con David Johnson, International Business Development de la división Aeronautics de Lockheed Martin para las Américas y desde su base en Fort Worth, Texas, nos han revelado características y detalles de esta aeronave, que busca extender el dominio del F-16 con sistemas de última generación para enfrentar los retos del mañana, convirtiéndolo una vez mas en una opción segura, moderna y eficiente.

Cuando hablamos de F-16 se nos viene rápidamente a la memoria un sinnúmero de operaciones aéreas en las mas diversas latitudes del planeta, sobre la base de uno de los aviones de combate mas exitosos del último siglo y que se ha convertido en la punta de lanza de decenas de fuerzas aéreas desde hace cuatro décadas, materializadas en 3.000 unidades en servicio en distintas versiones, actualizaciones y complementos. Hoy encarna una apuesta que promete una ecuación aun mas eficiente entre costo y beneficio para la defensa aérea del mañana.

F-16 Block 70/72 vs F-16V

«Es importante aclarar las diferencias que existen entre un Block 70/72 y la versión “V” o Viper del F-16. Como ya es costumbre desde los modelos anteriores de esta aeronave, sabemos que puede estar equipada con un motor General Electric (GE) de la familia F110-GE-129 o unos de los modelos de Pratt & Whitney (PW) F100-PW-229, dependiendo de cual sea el requerimiento del cliente» señala Johnson.

Entonces hablaremos de Block 70 para referirnos a los aviones que poseen el motor GE y usaremos el Block 72 para los que utilizan motor PW. En adelante, nos referiremos a la serie Block 70/72 solamente como Block 70.

Por otra parte, y en paralelo al lanzamiento del modelo 70/72, Lockheed Martin ha desarrollado un programa en el que los operadores de F-16 de versiones anteriores, pueden incorporar la tecnología de vanguardia que ha sido creada para el Block 70 en sus aeronaves, dando vida al F-16V “Viper”, el cual puede configurarse por ejemplo en un cuerpo de F-16 Block 50/52, como es el caso de Grecia en colaboración con la industria aeronáutica local, o bien en modelos mas antiguos como los F-16A/B que ha modernizado Taiwan como pionero en este proceso de upgrade del avión.

Taiwan es el primer operador de F-16 en entrar al programa de modernización «V». Formosa Military Images Press

Las grandes diferencias entre los nuevos estándares de F-16 con las versiones anteriores, se centran en la incorporación del nuevo radar del tipo Active Electronically Scanned Array (AESA) APG-83 desarrollado por  Grumman, junto a una nueva computadora de misión modular (MMC) con una arquitectura de aviónica mejorada, un nuevo diseño del cockpit que incluye entre otras cosas una pantalla central donde se integran distintos sensores e información del avión, el sistema de búsqueda y seguimiento por infrarrojo (IRST) denominado Legion-ES,  y un nuevo sistema de control de vuelo automatizado que incluye entre otras cosas, la capacidad de recuperación anticolisión de la aeronave mediante el sistema Automatic Ground Collision Avoidance System (Auto GCAS).

Lockheed Martin ha mostrado imágenes digitales de F-16 Block 70/72 configurados con Estanques Conformales (CFT), nuevos pods y armamento aire-tierra y aire-aire de vanguardia del inventario estadounidense. Lockheed Martin

Hasta la fecha, cinco países han seleccionado el F-16 Block 70 para ser parte de su componente aéreo en Europa y Asia. Adicionalmente, cuatro países están actualizando más de 400 aviones a la configuración V, a la luz de un grupo de usuarios que están implementando y/o considerando tanto las actualizaciones M 6.5, que corresponden principalmente a una actualización del MMC, como las actualizaciones “V” para los mas de 3.000 F-16 que vuelan actualmente en todo el mundo.

Radar AESA APG-83, un elemento clave para aeronaves de Vª generación

 Uno de los cambios mas significativos que incorpora la tecnología del Block 70, se aloja dentro del radómo de la aeronave y corresponde al nuevo radar de matriz fija AESA APG-83, el cual presenta una serie de ventajas por sobre los modelos de radar convencionales APG-66 y APG-68 de antena mecánica utilizados en las versiones anteriores del F-16, y en palabras del ejecutivo, comparte un 95% de características comunes de software con el radar utilizado por el F-35 Joint Strike Fighter, como también un 70% de equivalencia en cuanto a su hardware.

Tal como señalamos en el reportaje “Gripen: el caza inteligente”, la generación de radares AESA trae consigo una serie de ventajas operativas y capacidades que los ubican en todo ámbito por sobre el mejor de los radares de antena convencional, y en el caso del F-16, esta nueva herramienta le permite entre otras cosas:

  • Una mayor área de cobertura en rango, azimut y elevación.
  • Búsqueda y traqueo de blancos mas rápida.
  • Obtener imágenes de radar de apertura sintética (SAR) de alta resolución, denominadas “Big SAR”, en las cuales el piloto puede desplazarse o hacer zoom en ellas sin sacar las manos de los controles de vuelo mediante un cursor y botones que están en el acelerador y bastón, visualizando esta información en las pantallas para aumentar su conciencia situacional aun en condiciones meteorológicas adversas.
  • Capacidad de traquear al mismo tiempo blancos aéreos, en superficie y marítimos, maximizando las capacidades del alerta situacional y de empleo táctico.

 

Imagen BIG SAR del radar APG-83. Northrop Grumman

 

Radar AESA Northrop Grumman APG-83 SABR. Northrop Grumman

 

Nuevo diseño del cockpit y capacidades integradas

El jefe de ventas de la división aeronáutica de la firma, destaca que otro aspecto renovado en el Block 70 es el diseño y presentación de información hacia el piloto, que permite mejorar su interacción con el “Viper” de manera de reducir la carga de trabajo y centrar su atención en los aspectos tácticos que le permitan emplear su aeronave en entornos complejos donde la capacidad de comunicación del avión y transferencia de datos con fuerzas aliadas juegan otro rol clave en su éxito operacional.

Cockpit del nuevo F-16 Block 70 donde se aprecia la nueva distribución de pantallas e instrumentos. Lockheed Martin

En la imagen adjunta se evidencian una serie de mejoras respecto al cockpit de sus modelos predecesores, dentro de ellas destacan una tercera pantalla multifunción al centro de la cabina, denominada Center Pedestal Display (CDP) ubicada inmediatamente abajo del panel de control integrado (ICP). Esta pantalla tiene la capacidad de visualizar imágenes en alta resolución y a su vez integrar en una presentación táctica, la información de todos los sensores del avión, junto a la posición relativa de las amenazas y fuerzas propias respecto a la aeronave, mejorando la noción situacional del piloto respecto de todos los factores externos.

Por otro lado, se visualizan tanto en el panel de instrumentos como en la consola auxiliar derecha, instrumentos de motor con presentación digital, así como también la cantidad exacta de combustible remanente en cada estanque del avión y el valor de la suma de estos, lo que originalmente debía consultarse de forma independiente mediante un totalizador e indicador análogo que muestra el remanente de cada estanque de acuerdo a la selección manual de un switch ubicado en el pedestal central.

También el ICP ha recibido mejoras, incorporando nuevas funciones de acuerdo al nuevo MMC e integrando el Data Entry Display (DED) que antiguamente se ubicaba a la derecha del panel, espacio en el que ahora se aloja un sistema integrado de instrumentos de respaldo (ISIS) que entrega información de actitud, coordinación, altitud, velocidad, número de Mach y rumbo, eliminando así todos estos instrumentos independientes que estaban presentes como respaldo de la navegación principal en el head up display (HUD).

 

Cockpit actual de un F-16C (sin el estándar Viper)

Viper Shield y Legion-ES: Autodefensa e IRST

El nivel de integración de sensores y sistemas presentes en nuevo estándar, a través de un computador modular de misión mas rápido y eficiente, le entregan capacidades superiores a los modelos anteriores. Un buen ejemplo de ello es el sistema integrado de guerra electrónica (EW) denominado Viper Shield, desarrollado por L3Harris, que según destaca Johnson, engloba todos los sensores del avión y le permite generar automáticamente contra medidas electrónicas de acuerdo al nivel de amenaza que detecte el sistema, sin la necesidad de contar con pods o accesorios exteriores, ya que todo el sistema se encuentra alojado y distribuido internamente en la célula de la aeronave.

El sistema de alertas hacia el piloto incorpora un novedoso dispositivo de avisos auditivos en tres dimensiones de acuerdo a la amenaza que es detectada. A modo de ejemplo, al tener una amenaza desde el costado izquierdo, el sistema emite una alerta aural en los audifonos del piloto, que le entregan a este un estímulo que aumenta su conciencia situacional y le permite rápidamente maniobrar su avión de forma defensiva o bien tomar las medidas adecuadas para controlar el grado de riesgo.

Lo mismo ocurre si esta amenaza viene desde tierra, el sistema tiene la capacidad de generar una representación espacial acústica de la zona donde se ubica el peligro respecto a su posición.

Esta versión de F-16 también incorpora un sensor de búsqueda y seguimiento por infrarrojos (IRST) denominado Legion-ES, albergada en un pequeño pod que se adhiere a la estación 5L, es decir al costado izquierdo del fuselaje en su parte frontal, lo que le entrega nuevas prestaciones sin afectar su capacidad de maniobra, manteniendo el límite estructural de 9 G’s de la aeronave y utilizando un punto de anclaje que no le resta al avión la capacidad de portar armamento o estanques de combustible.

Este sensor permite rastrear amenazas aéreas con una alta precisión en entornos sin radar, es decir sin realizar emisiones que alerten a la aeronave adversaria.

Autopilot, autothrust y Auto GCAS

Si bien las versiones del F-16 que conocíamos antes del Block 70 contaban con un piloto automático, este tenía a su vez dos modos muy básicos de guía: Altitude hold, utilizado para mantener una altitud barométrica y Attitude hold, para mantener fija la actitud del avión, por ejemplo, en un viraje.

La nueva versión del F-16 que hablamos hoy, incorpora funcionalidades mucho mas avanzadas al sistema de piloto automático del avión, así como también un mecanismo digital que permite que la aeronave controle automáticamente la potencia del motor para por ejemplo, mantener fijo un valor de velocidad, estas funciones pueden activarse en conjunto o por separado y permiten al piloto concentrarse en aspectos que son críticos en el cumplimiento de su misión.

Sumado a lo anterior, existe una funcionalidad que si bien fue desarrollada antes a este modelo de aeronave, pasa a ser un componente básicos para la seguridad del piloto y la misión. Nos referimos al sistema Auto GCAS, el cual presentamos someramente en el artículo “GLOC: manejo efectivo de la Fuerza G en un avión de combate”, y hoy revisaremos mediante un video que nos ha hecho llegar Lockheed Martin presentando este sistema, el cual desde su incorporación en el año 2014 ha permitido salvar la vida de 11 pilotos, a la vez que ha evitado la colisión con el terreno de 10 aeronaves F-16 producto de perdida de conciencia inducida por fuerza G en los pilotos o vuelo controlado hacia el terreno sin la advertencia de ellos.

El Auto GCAS funciona integrando el sistema de control automático del avión con una base de datos de terreno cargada en la aeronave, con la cual el computador de vuelo en caso del caza permanezca por un cierto periodo de tiempo en trayectoria de colisión hacia el terreno y sin acción del piloto en los controles de vuelo, toma el control del avión y la potencia del motor para llevarlo a una trayectoria de vuelo segura hasta que el piloto recobre la conciencia y sea capaz de asumir el control la aeronave.

Este sistema ya ha sido instalado en mas de 600 aeronaves F-16 Block 40/50 de la Fuerza Aérea de Estados Unidos (USAF) y existe un programa para incorporarlo en los modelos anteriores, a su vez es nativo en todos los modelos de F-35 y en todas las nuevas versiones de F-16V o Block 70.

 

Cuarta v/s Quinta generación

Respecto a la comparación entre un caza como el F-16 Block 70 y el F-35, Johnson dice que «respecto a costos de operación y capacidades de las aeronaves, considerando que ambos poseen sistemas de última generación, cada cliente tiene requisitos únicos para sus flotas de combate que incluyen tipos de misión, capacidad y costo. Los F-35 y F-16 brindan opciones a las fuerzas aéreas que pueden abordar estas necesidades y mas, incluida una cadena de suministro global».

Los bajos costos operativos del F-16 son típicamente al menos un 25% menores que otras plataformas de cuarta generación y grandes cazas bimotores. Lockheed esta actualmente trabajando en perfeccionar aún más esos regímenes a raíz de mejoras en diseños de partes del Block 70. Además, el nuevo F-16 fue diseñado teniendo en cuenta el sostenimiento y posee una vida útil líder en la industria de 12.000 horas. Entregando un 50% más que el F-16 anterior, dando la posibilidad según indica su fabricante, de poder contar con una caza altamente poderoso, mas durable y mas económico de volar.

Uno de los aspectos donde la aeroespacial hace ahínco es en el radar APG-83, ya que lo define como el gran aporte que «le proporciona capacidades de quinta generación al aprovechar el 70% de hardware y el 95% de software en común con los radares del tipo AESA del F-35 . Aproximadamente la mitad de la cadena de suministro del F-16 es común con el F-35» define Johnson.

El Gobierno de Estados Unidos ha ofrecido a Indonesia el F-16 Block 72 como parte del Plan Estratégico 2020-2024 del país asiático. Lockheed Martin

Sobre la posición en el escenario mundial de jets monomotores de combate, el ejecutivo apunta a que creen que el F-16 puede superar a cualquier competidor en cuanto a sus capacidades y en relación precio-calidad.

«El F-16 ofrece capacidades interoperables avanzadas que mejoran los lazos con aliados. Ha demostrado su valor durante décadas y sigue siendo la mejor alternativa entre los jets de cuarta generación cuando se trata de capacidades de alta tecnología y costos generales del ciclo de vida. El Block 70/72 cuenta con aviónica avanzada, un radar AESA probado, una cabina modernizada con nuevas características de seguridad, armas avanzadas, estanques de combustible conformales, un motor de rendimiento mejorado y una vida útil estructural extensa. Las capacidades operativas del block 70/72 se mejoran aún más a través de un enlace de datos avanzado, pods de targeting y reconocimiento; navegación GPS de alta precisión y el probado sistema automático de prevención de colisiones de terreno (Auto GCAS)» complemento.

F-16 y proyección de Lockheed Martin en América Latina

David Johnson destaco que desde la incorporación del F-16 Block 50 por parte de la Fuerza Aérea de Chile (FACh) a mitad de la década del 2000, el trabajo y la comunicación de Lockheed Martin con la región ha sido muy fluida y provechosa en ambos sentidos.

La FACh opera desde 2006, seis F-16C y cuatro F-16D del estándar Block 50. Oscar Medina Lombardo

Actualmente Chile cuenta con la aprobación por parte del Gobierno de Estados Unidos de un programa de mejoras y estandarización para su flota de F-16, el cual permitirá optimizar las capacidades de la aeronave y a su vez reducir costos a largo plazo en el mantenimiento y operación de esta, extendiendo su vida útil por mas tiempo. Cabe destacar que en este momento muchos países usuarios del avión se encuentran realizando mejoras de este tipo, ya sea actualizando algunos componentes o transformando sus distintas versiones al nuevo estándar que presenta la versión F-16V.

“Lockheed Martin se considera un socio comprometido con Chile, apoyando su defensa nacional y contribuyendo a su economía. Ya sea al asociarse con proveedores en el país o crear puestos de trabajo, comprendemos el valor de una base industrial sólida y próspera» a lo que añadió «Estamos comprometidos a servir como un contribuyente significativo a la economía de Chile.”

Por otra parte al ser consultados por posibles proyectos en la región, puntualmente por la posibilidad de ofrecer el F-16 Block 70/72 a Colombia, que como sabemos se encuentra en un proceso de evaluación para el recambio de las aeronaves Kfir, indica que “creemos que el F-16 es una opción estratégica y valiosa para muchos clientes de todo el mundo que buscan capacidades avanzadas de aviones de combate de cuarta generación, alianzas regionales y mundiales y costos de ciclo de vida asequibles. Estamos preparados para respaldar cualquier decisión que nuestros clientes consideren la mejor opción para darle soporte a sus misiones.”

Durante FIDAE 2018 el F-35 fue mostrado especialmente a la  FACh durante y después del evento. Lockheed Martin

Finalmente, al ser consultado sobre una dable proyección del F-35 al futuro de América Latina, Johnson fue enfático en decir “Nosotros siempre miramos hacia adelante, esperando que nos depara el futuro, nunca volvemos atrás y si bien los productos de Lockheed Martin son vendidos bajo la autorización del Gobierno de Estados Unidos, nosotros siempre buscamos afianzar nuestro compromiso y alianzas con los países cercanos para asegurarnos de que cuenten con las capacidades de defensa y seguridad de acuerdo a sus necesidades, en el caso de Chile, al ser usuario de F-16, estamos siempre disponibles de acuerdo a las políticas gubernamentales para apoyar sus requerimientos, así como también en el caso de que decidan entrar a la 5ª generación con el F-35.”